Testimonios

Estás son algunas de las personas que se han quedado con nosotros trabajando como internos y voluntarios en Casa-Nica. Estos son sus comentarios acerca de Casa-Nica y del tiempo que pasaron con nosotros. Si estás interesado en contactar a cualquiera de ellos, o alguién más que haya participado en Casa-Nica, solo avísanos y los pondremos en contacto.


Chris Ponzi en la Isla de Ometepe 

Casa-Nica es justo como el trabajo de desarrollo internacional se debería hacer! No solo tuve la oportunidad de vivir en una casa genial con voluntarios de todo el mundo aprendiendo español y visitando lugares maravillosos en Nicaragua, sino que también sentí que de verdad marqué la diferencia cooperando en la creación de esta organización única, y al mismo tiempo pude ayudar a la gente nicaragüense.

¡Fui interno de Casa-Nica porque creo en la forma en la que ayudan al desarrollo! Demasiadas ONGs extranjeras vienen a un país a ayudar con políticas poco flexibles. Espero que la ideología Casa-Nica sea el camino hacia el futuro. Estoy muy agradecido de haber sido parte en la creación de su organización y de haber trabajado en sus proyectos!

Para ser honesto, no sabía qué esperar al comienzo, ya que Casa-Nica es tan reciente pero, al final, ¡no pude sentirme más feliz con la experiencia! Los fundadores, Josh y Elliot, son individuos increíbles, la profesora de español es la mejor en el área, la gente en la casa son divertidos e interesantes, el país es seguro y vibrante, los proyectos son diversos y valen la pena, y mi español mejoró inmensamente a lo largo de mi período como interno. Se que obtuve experiencia profesional y para mi propia vida que será muy valiosa para mi futuro, y simplemente no hay nada como Casa-Nica por ahí... créanme, ¡yo he buscado!"  
- Chris Ponzi

Wesley Thijsse

"Lo pasé genial en Casa-Nica. Nunca había sido voluntario antes pero, cuando estuve viajando por Nicaragua, el país me impresionó y quise quedarme. Afortunadamente, conocí a Josh y Elliot y me integré a la organización como interno y el primer voluntario en Casa-Nica. Fue una experiencia grandiosa, y ahora les cuento por qué. Los chicos en Casa-Nica realmente tienen una visión clara en cuanto a lo que quieren y tienen la experiencia y la voluntad de alcanzar sus objetivos. No tienen prisa para alcanzar sus metas y solo participan en proyectos que son apoyados por la comunidad local. Esto significa que están trabajando con ellos, cerca de la comunidad y no solo para ellos, como otras ONG tienden hacer. Los chicos conforman un equipo balanceado con Josh como la persona entusiasta encargada de hacer los contactos correspondientes, Elliot como el chico del soporte técnico y temas organizacionales y, por supuesto Fran, cuyo amor por la enseñanza solo se ve sobrepasado por su amor a los animales. En lo personal, fue una experiencia genial ya que tuve la oportunidad de de ver todos los proyectos en los que están participando y tuve mucho espacio para ser creativo y participar en el proceso de creación de Casa-Nica. Conocí a mucha gente diferente y pude hechar un vistazo a todos los diversos aspectos de hacer voluntariado, pero también en la vida diaria en un país en desarrollo. Participé desde cenas elegantes hasta granjas orgánicas, de comunidades cerradas a barrios muy pobres. Conocí a personas que fueron líderes en materias de educación antes, todo tipo de líderes de negocios, políticos, pero también artesanos del cuero, carpinteros, boyscouts, y más. Fue muy divertido, y cada vez que pienso en mi experiencia, sonrío. Lamentablemente no me pude quedar más, pero definitivamente valió la pena! No esperes más y se parte del equipo Casa-Nica team. Será una experiencia única en la vida! "
- Wesley Thijsse


Manon en el zoológico con una nueva amiga

"Hacer mi pasantía en Casa-Nica fue una experiencia fabulosa que nunca podré olvidar Primero por que tuve la oportunidad de descubrir la vida en un país en desarrollo y tomar parte de la cultura nicaragüense. Durante mis 3 meses como interna, pude vistar los lugares más geniales del país, probé mucha comida nueva y local, y también conocí a alguna de las personas más agradables en mi vida.

Es más, Casa-Nica confió en mi desde el principio y me dió la oportunidad de estar a cargo de todo un proyecto en el área que me gustaba dándome el apoyo y los consejos que necesitaba. Mi trabajo en Casa-Nica me enseñó de verdad lo que es el espíritu de grupo y aseguró que mi proyecto funcionara en una ONG. ¡Gracias a todos por esta fantástica experiencia!" 
- Manon Felix

Bill ayudando a cocinar

"Lo que estaba buscando en primer lugar era un lugar de inmersión en el idioma español. Había estado estudiándolo durante un año aproximadamente en mi ordenador con el programa de Rosetta Stone, después de jubilarme. Soy un jubilado gerente de agencia de seguros de 67 años que no quería jubilar su mente junto con su cuerpo, así que comencé a estudiar español, en parte porque el Estado donde vivo está cerca de México, y en parte porque siempre he tenido muchos amigos Mexicanos y quería poder hablar con ellos en su idioma. Casa-Nica me permitió realizar eso y mucho más, localizada en el país centroamericano de Nicaragua. La profesora de español, Fran Carvajal, es muy paciente y está bien preparada en su profesión. Además, ¡es una hermosa persona por dentro y por fuera! Josh Allsup y su socio, Elliot Cooper, son dos de las personas más dedicadas y profesionales que he conocido en mucho tiempo. Me hicieron sentir bienvenido y me presentaron todos los programas en los que están trabajando, además de presentarme a muchas personas Nicaragüenses que viven en Masaya. Lo que aprendí acerca del idioma, y aprendí mucho, no es nada comparado con lo que aprendí sobre ayudar a las personas menos privilegiadas a lograr sus objetivos. Trabajé primariamente en los departamentos de enseñanza de inglés de diversas escuelas, trabajando junto con los profesores y sus estudiantes. Estos son jóvenes serios, trabajando duro para brindar una mejor vida a su gente y su país que realmente lo necesitan. Los felicito por el maravilloso trabajo que están haciendo, ¡y espero con ansias volver en el futuro en otra visita!" - William (Bill) Bird

Claire en el Volcán Masaya

"Viviendo en la casa de Casa-Nica, tuve la oportunidad de absorber la cultura de Nicaragua, conocer gente fantástica en Masaya, ver una variedad de proyectos de desarrollo, y estar rodeada de un grupo de personas maravillosas. Como interna, pude ayudar a desarrollar un programa de voluntariado médico para que otros estudiantes puedan tener la misma increíble experiencia que yo tuve. Cuando estaba trabajando en Masaya, Josh y Elliot me ayudaron a conseguir oportunidades de voluntariado y Fran se aseguró de que pudiera comunicarme con aquellas personas con las que trabajé. Es por ellos que pudimos trabajar en clínicas y en el Departamento de Emergencia Humberto Alvarado. Vi una gran variedad de casos, aprendí cómo trabajar con distintos tipos de pacientes, practiqué muchas habilidades (desde sacar sangre, tomar la presión, suturar...), y tuve una auténtica experiencia de trabajo en el sistema de salud Nicaragüense. Gané excelente experiencia personal y profesional y recomendaría a cualquier persona que esté buscando una experiencia de voluntariado trabajar con Casa-Nica." - Claire DeBolt